• Blanco Icono de Instagram
  • Guerrero Hoy

Candidatura de Salgado se sostiene en alfileres

Félix Salgado Macedonio, quien enfrenta dos acusaciones de violación sexual, de ser un periodista de bajo perfil en Iguala emergió en la política durante la campaña del candidato presidencial Cuauhtémoc Cárdenas en 1988.


En sus 32 años de su carrera política, Salgado ha protagonizado escándalos que van desde una pelea con policías cuando escandalizaba en estado de ebriedad en una cantina de la Ciudad de México hasta encabezar caravanas de motociclistas en la Autopista del Sol, en la cual una vez sufrió un accidente.



También ha sido cantante (le compuso una canción a Andrés Manuel López Obrador) y actor.


El hoy senador, quien en la década de los 80 fue dirigente de la delegación 30 del Sindicato Nacional de Redactores de la Prensa (SNR) y dueño del periódico Acción, era como muchos de los periodistas que estaban ligados al poder en Guerrero


Durante las elecciones federales del 6 de julio de 1988, Salgado participó como candidato por el Frente Democrático Nacional (FDN) a diputado federal por el distrito de Iguala.


El Congreso de la Unión que en ese entonces era el que calificaba las elecciones federales le revocó el triunfo al priista Filiberto Vigueras Lázaro y se lo otorgó a Salgado Macedonio luego de que éste regó en el atril de la tribuna boletas electorales semiquemadas que llevaba adentro de un costal y que según él probaban el fraude electoral en su distrito.


Esto le valió que a Salgado se le conociera como el diputado costales.


Carlos Salinas de Gortari le puso de apodo a Salgado "senador mantas" luego de que desplegó una cuando rendía su último informe presidencial.


En marzo de 1990, Félix, que en ese entonces era diputado federal, encabezó la toma del aeropuerto de Zihuatanejo y junto con decenas de perredistas fueron desalojados por la policía estatal.


Al igual que otros líderes del PRD, entre ellos Efraín Bermúdez Rivera y Rosalío Wences Reza, dirigieron la toma de ayuntamientos, aeropuertos y carreteras para protestar por un presunto fraude en las elecciones a alcaldes y diputados locales del 3 de diciembre de 1989.


Según la dirigencia del sol azteca, durante ese conflicto poselectoral el saldo fue más de 100 perredistas asesinados y 20 desaparecidos por parte del gobierno del extinto Gobernador José Francisco Ruiz Massieu.


Fundador del PRD en Guerrero, Salgado Macedonio asumió un liderazgo y por la disputa de cargos tuvo serios desencuentros con otros grupos políticos, entre ellos los ex militantes del desaparecido Partido Mexicano Socialista (PMS) y de la Asociación Cívica Nacional Revolucionaria (ACNR).


Estos grupos con los que se confrontaba Félix en el PRD tenían el control político de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAG).


En 1991, asumió junto con el ex guerrillero Eloy Cisneros Guillén la dirigencia colectiva del PRD.


A finales de 1992, Salgado y su grupo tuvieron otra confrontación con los cívicos y ex pemesistas por la disputa de la candidatura a la gubernatura.


La sesión del Consejo Estatal del PRD, que se desarrolló en el auditorio universitario Juan R. Escudero, fue el escenario donde Félix y su grupo reventaron la asamblea luego de que los cívicos eligieron al ex guerrillero Octaviano Santiago Dionisio como candidato a Gobernador.


La presión política de Salgado y su grupo político echó abajo la candidatura de Octaviano y obligó a la dirigencia nacional del sol azteca a sentar a las dos facciones a negociar.


De esa manera, Félix fue designado candidato a gobernador y al cívico Guillermo Sánchez Nava lo nombraron líder estatal del partido.


Teniendo todavía bajo su control el gobierno del estado la organización de las elecciones, el PRI, con su candidato a Gobernador Rubén Figueroa Alcocer, ganó con un margen de dos a uno al perredista Félix Salgado.


En protesta por lo que calificó de fraude electoral, Salgado encabezó la toma del Palacio de Gobierno el 1 de abril de 1993, misma fecha en que Figueroa asumió la gubernatura.


En julio de ese mismo año, Salgado y su grupo levantaron el plantón luego de que este denunció haber recibido amenazas de muerte y de que uno de los que participaban en la protesta fue asesinado a tiros cerca del Palacio de Gobierno.


En 1998, ya como senador de la República, Félix Salgado por segunda vez es candidato a gobernador luego de vencer en una elección en urnas al ex rector de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAG), el empresario Jaime Castrejón Diez, quien era impulsado por el grupo de los cívicos y ex pemesistas.


Para ese entonces, Félix, con su grupo denominado M_ 27, al cual ya se habían sumado ex priIstas, contaba con una estructura electoral que utilizó en las elecciones constitucionales que se realizaron en febrero de 1999.


Sin embargo, por segunda ocasión Salgado perdió oficialmente las elecciones ante el priista René Juárez Cisneros.


La diferencia de apenas 14 mil 500 votos entre el tricolor y Félix hizo que el movimiento de protesta de este último fuera más radical.


El primero de abril de 1999, justo cuando René Juárez asumía el cargo en medio de fuertes medidas de seguridad, en la plaza central de Chilpancingo el entonces presidente nacional del PRD, Andrés Manuel López Obrador, le tomó protesta a Félix como "gobernador moral".


Días después, luego de que el Tribunal Electoral Federal ratificó el triunfo electoral de Juárez, Salgado encabezó una caminata hacia la Ciudad de México.


En el 2005, Salgado apoyó al empresario de Acapulco Zeferino Torreblanca Galindo para que le ganara la candidatura a la gubernatura al cívico y ex líder universitario de la UAG, Armando Chavarría Barrera.


Torreblanca ganó las elecciones constitucionales y, como parte de los acuerdos en la negociación, a Chavarría lo designó Secretario General de Gobierno.


En agosto de 2009, el opositor político de Félix y Zeferino, Armando Chavarría, es asesinado a balazos cuando fungía como presidente de la Comisión de Gobierno del Congreso.


A 11 años del crimen del ex líder universitario, los hechos aún no han sido esclarecidos.


En 2005, Félix asume la alcaldía de Acapulco y es durante su gobierno cuando inicia la ola de violencia por la pugna entre los cárteles de los Beltrán Leyva y de El Golfo o Los Zetas.


Édgar Valdez Villarreal, "La Barbie", quien era jefe de plaza de Acapulco por parte de Los Beltrán Leyva, tenía en nómina a la Policía Municipal de Acapulco.


Derivado de esa confrontación entre los dos cárteles, Los Zetas decapitaron a agentes y jefes de la Policía Municipal, a quienes el grupo delictivo de "La Barbie" utilizaba como halcones e informantes.


Acusado por sus opositores de haber negociado con el cártel de los Beltrán Leyva, Salgado recibió protección policiaca especial bajo el argumento de que era amenazado de muerte.


Tras dejar la alcaldía, Salgado se dedicó a grabar canciones.


En el 2012, hace un videoclip cantando una canción dedicada a López Obrador. La canción que grabó lleva por título "El Peje".


En el videoclip aparece Félix en la terraza de un hotel de Acapulco donde hay una alberca y es acompañado por varias mujeres y hombres que bailan al ritmo de la música.

Su paso a Morena


En 2015 se fundó Morena y Félix se mantuvo en el PRD, sin embargo, en las elecciones federales de ese año, una de sus hijas fue candidata morenista a diputada federal por el distrito 9 de Acapulco.


Previo al proceso federal electoral de 2018, Félix y otros perredistas fundaron el grupo Pro_ AMLO, que era una forma de apoyar la candidatura presidencial de López Obrador fuera de Morena.


El pleito interno que había al interior de Morena entre los principales fundadores de este partido, Marcial Rodríguez Saldaña, César Núñez y Pablo Amílcar Sandoval, que se disputaban la candidatura a la senaduría, originó que la dirigencia nacional de Morena y López acordaran que Félix fuera incluido en una encuesta para definir al candidato, y les ganó a los tres morenistas.


Para este año, en un proceso electoral interno de Morena para la candidatura a gobernador, Félix ganó nuevamente la encuesta.


Pero en estos momentos a Salgado, quien se autonombra el "Toro sin Cerca" le preocupa más que se le revoque su candidatura por las acusaciones de violación sexual que enfrenta en la Fiscalía de Guerrero.


"Él sabe que su candidatura se sostiene en alfileres", dijo uno de los allegados a Salgado.

0 vistas0 comentarios